Conecta con nosotros

Fichajes

A la derecha del Sevilla y a la izquierda del FC – Opinión caso Vitolo

Ernesto López de Rueda Cossío. Periodista. Sevillista. Mi visión sobre el mundo Sevilla FC

Como simple periodista, no soy experto en derecho fiscal ni en economía, y de fútbol sé lo justo. De hecho, mis únicos títulos son los de periodista y sevillista, de eso sí entiendo algo, aunque no más que nadie. Y les hablaré, señores del consejo de administración del Sevilla FC, de lo que pienso como sevillista y como periodista, aunque en este caso sea un poco difícil separar entre ambas cosas.

En días pasados escribía sobre la fortaleza económica del Sevilla para situarla en contexto, tanto en España frente a nuestros competidores más cercanos, como en Europa frente a clubes que en su mayoría nos superan en la imaginaria, o no tanto, clasificación del poder económico.

Y me confesaba, me confieso, me confesaré como defensor del modelo “vender para crecer”, aunque como explicaba en el primero de los enlaces, haya que darle una vuelta de tuerca al mencionado modelo para mejorarlo. Significaba que el Sevilla debía estudiar mejor las cláusulas de rescisión para nuestros jugadores más interesantes o susceptibles de generar plusvalías que permiten mantener -como uno de los principales factores económicos- al club ahí arriba.

Señalaba que los nuevos ingresos televisivos han “igualado” más a los clubes por abajo que por arriba. Es decir, al Madrid o Barcelona se le quitan a cada uno 100 millones de euros de televisión para equipararlos al Sevilla y se reparten desde abajo y seguirán teniendo 550 millones de euros de presupuesto, nosotros 130 y los de abajo 80, con lo cual continuaremos sin poder fichar a un Roque Mesa de Las Palmas (o peor incluso) pero el Atlético podrá aspirar a llevarse a un Vitolo.

Y a este caso me refiero. El amigo Álvaro Yanes, a través de su magnífico blog “www.salmonpalangana.com” nos ha ilustrado en multitud de ocasiones acerca de los beneficios económicos de negociar un traspaso por un importe parecido al de la cláusula que tuviera nuestro jugador en cuestión debido a que en el pago de la cláusula como tal los tipos fiscales redundarían en un extra para el equipo comprador y en menos ingresos para el equipo vendedor, ítem más si el jugador demandara al club por una cláusula demasiado cuantiosa para su salario.

Si resultare que fuese el Atlético de Madrid el club dispuesto a depositar la cláusula, creo que en esta ocasión el Sevilla no debe negociar. Debe exigir el importe y la fórmula legal del pago por cláusula lo que puede hacer que el ingreso sea menor para nuestras arcas, pero quizás (no lo sé) resulte onerosa en demasía para el club madrileño si el importe sube mucho.

 

  • Atlético Sevilla

 

En la liga recién acabada, el Sevilla FC quedó cuarto, finalmente a seis puntos por debajo del Atlético que fue tercero y que ahora -por tramposo- no puede fichar, que tiene a jugadores punteros que estudian su marcha de ese club y donde ya han aparecido disensiones entre el entrenador y los capitanes de un equipo que lleva años envejeciendo y que no podrá reforzarse hasta enero (a saber si se clasifica o no para octavos de UCL).

A mi juicio, el Sevilla FC no debe dar un solo paso que signifique facilitarle al Atlético el adquirir para cuando sea los servicios de Vitolo, u otros jugadores. Antes bien, su obligación competitiva debe ser complicárselo lo más posible. Desconozco si eso implicará que podamos superar deportivamente al segundo club madrileño en la próxima temporada, pero perder a uno de los principales jugadores para facilitar su llegada a nuestro principal competidor (realmente la puntuación más cercana al Sevilla la tuvo el Villarreal con cinco puntos menos, y de arriba el Atlético con seis más) pondrá muy difícil el conseguirlo.

Es triste que debamos pensar que si la novia de uno de nuestros jugadores es el Barcelona, podamos llegar a otro tipo de acuerdo porque no es un rival a nuestro nivel. El Atlético a priori es bastante superior, pero la medición en puntos de esa amplia superioridad quedó al final restringida a seis.

Es nuestro rival en España (siempre, recuerden, mejor cola de león que cabeza de ratón) y si logramos pasar a la fase de grupos de UCL y después a octavos y también el Atlético, quizás un posible rival europeo. No, Sevilla, no. En modo alguno podemos facilitar eso ni dar por sentado que así será. Es mi humilde opinión. Se trata de lanzar un mensaje al mercado, hace marca. Y eso también vale dinero.

Para el Sevilla FC no puede ser un drama que se quede Vitolo con un Mundial en puertas. El club y nuestro jugador deben mantener la ambición para crecer y mejorar.

Click para comentar esta noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MÁS EN Fichajes