Conecta con nosotros

Fórmula 1

GP Gran Bretaña: La catedral recibe a sus huéspedes y a su campeón

La Fórmula 1 se desplaza hasta Silverstone, el lugar donde comenzó todo, la casa de siete equipos del mundial y de Lewis Hamilton

autobild.es


GP Gran Bretaña

Ficha técnica
Primer GP Gran Bretaña: 1950

Longitud: 5.891 metros

Número de vueltas: 52

Número de curvas: 18


Velocidad máxima: 311 km/h

Carga aerodinámica: Alta

Neumáticos: C1, C2 y C3

Desgaste neumáticos: Alto

Podio GP Gran Bretaña 2018

1- Sebastian Vettel

2- Lewis Hamilton

3-Kimi Raikkonen

Horarios

Viernes 12

Libres 1: 11:00h

Libres 2: 15:00h

Sábado 13

Libres 3: 12:00h

Clasificación: 15:00h

Domingo 14

Carrera: 15:10
El Gran Premio más legendario del campeonato pide paso para la décima prueba de la temporada. El circuito de Silverstone albergó la primera carrera de esta categoría del automovilismo allá por 1950. Con el paso del tiempo, se ha convertido en el mejor diamante del motor. Inglaterra ha engendrado pilotos que han escrito páginas brillantes imposibles para un mortal cualquiera. Alemania es el único país que podría asemejarse en tradición y en hazañas al reino británico.

El fin de semana ha arrancado con la gran noticia de que este trazado seguirá albergando la Fórmula 1 hasta 2024 como mínimo. Tras las especulaciones que apuntaban a serias dificultades para llegar a un acuerdo, finalmente los ingleses podrán respirar aliviados al saber que seguirán viendo a los coches más rápidos del planeta en su circuito cinco años más. 

En materia deportiva, todavía existe la resaca de la espectacular carrera en Austria. ¿Podrá repetirse la misma película? Será complicado. Especialmente, porque es inusual ver a Mercedes sufrir por entrar en el podio, algo que los ordenadores señalan que no va a suceder. Es un circuito que se adapta a la perfección a las características del W10. El único aliciente que puede perturbar el dominio de los alemanes es el calor. Pero las temperaturas no serán muy altas según marca el termómetro. El campeón e ídolo local, Lewis Hamilton, ha ganado en cinco ocasiones y busca resarcirse de la mala carrera en Austria con la sexta y así ampliar de nuevo la ventaja en el campeonato.

Ferrari afronta esta carrera todavía con la amargura de haber perdido de nuevo una victoria 'in extremis' y con la sensación de injusticia tras la 'no' sanción a Verstappen teniendo en cuenta el precedente con Sebastian Vettel en Canadá. El alemán ha vivido otra semana de rumores acerca de su futuro aunque esta vez señalan un retorno a Red Bull para el próximo año. Tanto el alemán como su compañero Leclerc ansían su primera victoria de la temporada más teniendo en cuenta que los austriacos, con menos potencial, ya se han estrenado. Desde Maranello lo ven complicado pues no creen que su circuito se adapte tan bien como a Mercedes. En Red Bull, el pensamiento no es diferente. Creen que estarán lejos de la cabeza y apelan a la magia de Verstappen para agarrarse a la mínima oportunidad que aparezca.

Carlos Sainz y McLaren, a defender la cuarta plaza

Los de Woking se han afianzado como el cuarto equipo de la parrilla en las últimas carreras y el madrileño como el primero del resto del mundo. Las características del trazado y la evolución del monoplaza invitan a pensar en otro buen fin de semana. Carlos Sainz llega pletórico tras esa gran remontada en Austria desde el fondo de la parrilla. El duelo, siempre sano, con su compañero Lando Norris, se está convirtiendo en otro atractivo de los fines de semana. En el hospitality de McLaren reina el buen ambiente a sabiendas de que la base es buena y de que lo mejor está por llegar. Por fin ven la luz al final del túnel. Tanto Carlos como Lando han sido confirmados como pilotos para la próxima temporada. "Es el lugar adecuado" para ganar, según Sainz.

McLaren tendrá que marcar al resto de sus enemigos de la zona media que andan a codazos. Renault, Alfa Romeo, Racing Point, Haas y Toro Rosso. No hay certeza del rendimiento de todos en este trazado pues cambia drásticamente de una carrera a otra, pero los americanos son los que se están quedando rezagados debido a su dificultad para entender el funcionamiento de los neumáticos y a un chasis poco eficiente. En el fondo de la parrilla, el desahuciado Williams.

Un circuito en el que predominan las curvas de alta velocidad. Las famosas Copse, Stowe o las enlazadas de Becketts requieren de un coche con gran apoyo aerodinámico y del talento del piloto para saber escoger esa trazada que marque esa décima de diferencia. La meteorología indica probabilidad de lluvia para el sábado por lo que puede ser una clasificación muy abierta. Estos son los prolegómenos del Gran Premio de Gran Bretaña. ¿Continuarán las sorpresas de Austria o volveremos a la rutina?

MÁS EN Fórmula 1